5 difíciles momentos de la vida de Michael Fassbender antes de ser Magneto

Convertirse en el gran villano de los X-men no fue cosa fácil, pero Michael Fassbender lo logró superando difíciles momentos a lo largo de su trayectoria.

(Foto: Redacción)

Con dos nominaciones para el premio Oscar, Michael Fassbender se ha convertido en uno de los actores favoritos (y más guapos) de Hollywood, logrando entre su trayectoria actuaciones y personajes inolvidables, pero sin duda nuestro favorito siempre será Magneto, el gran villano de X-men.

Sin embargo, no todo fue fácil para Fassbender, pues tuvo que vencer distintos retos para conseguir el papel del icónico mutante que Sir Ian McKellen ya había interpretado. Así que por motivo de su cumpleaños #42, te compartimos su historia hasta ahora.

1. Una infancia llena de cambios

Nacionalizado como mitad alemán y mitad irlandés, Michael Fassbender con apenas dos años de edad tuvo que mudarse de su país natal Alemania a Irlanda con el resto de su familia. Años después abrieron un restaurante y desde los 16 trabajó como camarero del lugar.

(Foto: Facebook)

2. Las dudas de su familia 

Desde la adolescencia, Michael siempre supo que quería dedicarse a la actuación, pero sus papás no lo apoyaron, ellos querían que fuera a la universidad como su hermana. No fue hasta que tuvo 17 años y montó su propia obra de teatro que sus papás comenzarona creer en él.

(Foto: Facebook)

El actor ha confesado que también le hubiera encantado ser el guitarrista de una banda de rock, pero finalmente no se dedicó a eso porque según él no tenía talento. Sin embargo varias veces ha demostrado lo contrario con sus diferentes habilidades como músico.

3. Un primer papel que no resultó como esperaba

Fue por Band of Brothers, una serie dirigida por el mismísimo Steven Spielberg, que Michael decidió mudarse a Los Ángeles. Pero a diferencia de lo que cualquiera creería, no lograba ser aceptado en ninguna otra audición, así que tuvo que regresar de nuevo a casa de sus padres y trabajar como camarero hasta que otra buena oportunidad llegara.

(Foto: Serie Band of Brothers)

4. Puertas que no abrieron fácilmente 

Después de muchos intentos, por fin Fassbender logró obtener papeles en distintas películas, unos más grandes que otros, sin embargo todos importantes para su carrera. Por ejemplo, apareció en 300 ¡sí! como un sexy espartano al lado de Gerard Butler. O en Bastardos sin Gloria, una de las mejores películas de Quentin Tarantino.

(Foto: Película Bastardos sin Gloria)

5. El camino hacia la maldad de Michael Fassbender

Hasta el 2011 fue cuando el alemán por fin saltó a la fama gracias a X-men: Primera Generación. Interpretando a la versión joven de Magneto al lado de James McAvoy, Jennifer Lawrence y Kevin Bacon. Un reto difícil considerando la previa actuación de Sir Ian McKellen en el mismo papel. Muchos fans lo criticaron antes de que saliera la película, sin embargo al final todos terminaron amándolo. ¿Acaso existe alguien más al que le quedara el papel tan perfecto como a él?

(Foto: Película X-men Apocalypse)

Y los éxitos continúan…

A partir de entonces, Michael Fassbender no ha dejado de hacer películas; tanto así que ya ha sido nominado dos veces a los premios Oscar y se ha convertido en el favorito del director Steve McQueen, quien le ha dado la oportunidad de trabajar en películas de gran renombre como Shame y 12 años de esclavitud, ¡todas disponibles en Claro video!

Ahora ve: